VIVI Cap1 funciona de forma pasiva, basándose en la combinación de materiales únicos de la investigación espacial, que son aislantes del calor y absorben calor al mismo tiempo. El denominado material convertidor de fase reacciona tan pronto como la temperatura ambiente aumenta por encima de 29 °C. El material cambia muy lentamente su estado de agregación de sólido a líquido. Durante este tiempo, la funda térmica mantiene la insulina a una temperatura estable de 28 °C hasta 12 horas.

Puedes ver las distintas fundas térmicas para plumas de insulina en nuestra tienda.

VIVI Cap1 es una funda térmica de plumas de insulina reutilizable que reemplaza la tapa original de su pluma. Simplemente reemplace la tapa de su pluma por VIVI Cap1 y, ¡listo!

ADECUACIÓN
La capacidad operativa de VIVI Cap1 se prueba a través de un botón pequeño  en el extremo cerrado de la tapa de refrigeración (1). Una lámpara de control (2) muestra la función después de presionar brevemente:


Para validar el estado de la temperatura, presione el botón y confirme que el indicador es VERDE

VIVI Cap1 se reactiva automáticamente cuando la temperatura ambiente desciende por debajo de 26 °C. Luego, el material en la funda térmica cambia de líquido a sólido. Para reactivar VIVI Cap1 no requiere baterías o refrigeración, solo la bajada de temperatura hace que funcione.

No sumerja VIVI Cap1 en agua o cualquier otro líquido, y guárdelo a una temperatura entre -10 ° C y + 60 ° C.

 

Eficaz aislamiento térmico

No se requiere carga de la batería

Absorción de calor automática

No es necesario un enfriamiento externo (hielo, bolsa de refrigeración)

Reactivación automática