Muchas veces comenzamos la maleta para ir a nuestro viaje y no caemos en incluir algunas cosas que, para los que somos diabéticos, no son imprescindibles. Os dejamos algunas de estos utensilios básicos y unos consejos para viajar:

• Tiras de glucemia, glucómetro y MCG si es que tienes. La MCG no exime de llevar el glucómetro contigo.

• Insulina.

• Aparataje de bomba de insulina (si tuvieras).

• Material accesorio (agujas, lancetas, jeringuillas para administración de insulina…).

• Pasaporte, tarjeta sanitaria europea, informe médico (dependiendo de donde vayas a viajar).

• Kit de Glucagón.

• Sistemas de conservación de insulina (VIVICAP1, cartera frio…).

• Báscula y libro de contaje de raciones (os recomendamos este de Roche)

• Tiras reactivas para cetonuria, si te lo han recomendado.

• Identificativo (carnet, medalla…).

Viajando en avión.

• Es fundamental llevar un informe médico completo (en ingles si el país de origen no es de habla hispana), donde figure la diabetes y todo lo que utilizas para controlarla. Actualízalo para la fecha del viaje.

• No te preocupes por la insulina y el glucagón, ambos pueden viajar contigo en el equipaje de mano (si vas acompañado igual os interesa separarlo entre ambos). Evita que la insulina vaya en la zona de equipajes para evitar deterioros o perdidas.

• Sin embargo recuerda que para cubrir hipoglucemias si que podrías tener pegas para subir con líquidos. Puedes llevar sobres de azúcar o glucotabs para ir cubierto durante el vuelo (o en caso de apuro pedir alguna bebida azucarada durante el mismo).

• La bomba de insulina puede pitar en los detectores de metal, por lo que es mejor que te la desconectes y la pongas en la bandeja del escáner.La MCG no suele dar problemas. Entrega el informe antes de pasar por los escáneres.

Si soy diabético, viajo en coche y conduzco:

Es básico que hagas paradas cada dos horas para descansar. Para prevenir el riesgo de padecer hipoglucemias durante la conducción, comprueba siempre la glucemia capilar antes de conducir. Ten en cuenta estas recomendaciones:

1. Lleva siempre alimentos o bebidas ricas en azúcares (azúcar, zumo…) para poder tratar una hipoglucemia en cualquier lugar. En el coche añádele también galletas, tostadas o pan para poder sustituir una comida en caso de mucho tráfico o imprevistos.

2. Siempre que te encuentres por debajo de 90 mg/dl, toma algo de hidrato antes de volver a conducir.

3. Se muy cuidadoso a la hora de corregir hipoglucemias.

4. Ante el mínimo síntoma, detente y comprueba la glucemia.

5. Nunca cojas el volante si estas con glucemias inferiores a 100 mg/dl.

El exceso de alcohol dificulta los reflejos de la conducción y puede hacer pasar desapercibidos los síntomas de hipoglucemia. Evite conducir si ha tomado alcohol y extreme las precauciones si le cuesta percibir los síntomas de hipoglucemia de una manera habitual.

Cuando un vehículo queda aparcado al sol, la temperatura puede alcanzar valores muy altos que pueden deteriorar la insulina. Asimismo, en invierno; temperaturas inferiores a 0 C alteraran la insulina. Por tanto, no deje nunca la insulina dentro del coche y llévela siempre en su equipaje de mano.

Soy diabético y viajo al extranjero

Si por cualquier circunstancia tenemos que comprar insulina en el extranjero, tenemos que tener cuidado con las concentraciones. Los bolis de insulina llevan una concentración de 100ui/ml, pero con los viales muchas veces no se establece esta norma. En España ya sabes que la concentración es también de 100ui/ml, pero en algunos lugares utilizan la concentración de 40ui/ml, por lo que si nos ponemos insulina con jeringas convencionales estaríamosponiéndonos 2,5 veces menos cantidad. Para evitar este problema, sería necesario comprar jeringas que vayan marcadas con dicha concentración y no utilizar las que llevemos con nosotros.

Si vas a viajar dentro de la comunidad europea, necesitarás la tarjeta sanitaria europea (os dejamos el enlace para solicitarla aquí)

Fuera de la comunidad europea, será importante conocer si el país de destino tiene acuerdos de asistencia sanitaria con España. Puedes conocer que países tienen convenio con España en este enlace. En caso afirmativo, tendrás que acudir a tu centro de salud y al INSS para obtener toda la documentación necesaria para cubrir tu cobertura.

Siempre es bueno (y sobre todo en países que no tienen convenio con España), contar con un seguro de viaje o seguro medico.

Dependiendo de la zona donde viajes, igual necesitas vacunarte. Te contamos que tranquilo, no hay ninguna contraindicación para hacerlo. Procura vacunarte con tiempo y dale una gran importancia (muchas enfermedades infecciosas que se preveen con vacunación pueden generar el añadido de descompensación de la diabetes).

Popurri de consejos para personas con diabetes

• Regla del doble. No te pilles los dedos, ante cualquier viaje; procura llevar el doble de las previsiones que hayas calculado.

• Ante cualquier viaje, uno de los problemas básicos es el de las comidas. Por ello, igual es interesante que conozcáis que restaurantes cuentan con tablas nutricionales para facilitar alguna que otra comida (y más ante posibles apurones). Os dejamos una entrada muy interesante aquí.

• Recuerda llevar siempre contigo una báscula y alguna tabla de alimentos y raciones, serán grandes aliadas durante el viaje.

• Procura controlarte la glucemia más de la cuenta ya que habrá muchos factores que pueden interferir en la misma (el estrés, el ejercicio físico, la temperatura de la zona, los cambios horarios…).

• Siempre que puedas procura contratar el desayuno en el hotel. Al ser generalmente de estilo buffet, no tendrás problema para poder desayunar de forma muy parecida a como lo harías en casa.

• Si tu destino es la playa o el río, recuerda no caminar descalzo (sobretodo si tienes neuropatía o pie diabético).

• Procura tomar abundantes líquidos y fruta durante el viaje, te ayudaran a que esté todo bajo control.